Tus planes de viaje podrían verse afectados por la enfermedad del coronavirus (COVID-19). Sea cual sea tu destino, puedes consultar las recomendaciones más recientes en esta página.

Noticias Guía para ser un viajero sustentable

Todos los artículos

Guía para ser un viajero sustentable

Gracias a Greta Thunberg, el movimiento del cuidado del medio ambiente y el cambio climático alertó a más de una persona. Sus palabras, la prueba de ser un viajero sustentable fueron tan profundas, que muchas personas se dieron cuenta de que tenemos que actuar ahora.

Esto no quiere decir que hay que dejar de viajar o dejar de divertirse, sino que al momento de viajar hagamos un turismo sustentable. Con pequeñas acciones en masa, los resultados pueden ser gigantescos. 

Queremos que te inspires y que en tu próximo viajes, seas un viajero sustentable que te ayudarán a viajar más barato.

1. Opta por un vuelo directo

El que compres un vuelo directo, ayudas que tu huella de carbono sea menor. Si quieres ir a Barcelona, busca un vuelo directo. En lugar de comprar un vuelo a Madrid, para después llegar a Barcelona en avión o en tren.

Con nuestro buscador de vuelo, podrás optar por la sección de encontrar vuelos directos.

En la parte de la izquierda, podrás seleccionar sólo vuelos directos. En tu búsqueda solo se mostrara vuelos directos. Y, en la parte de abajo incluso podrás seleccionar,  “Vuelos ecológicos”.

Al ver los precios de los vuelos, podrás ver en de algunos vuelos “este vuelo emite 15% menos CO2”.

viajero sustentable vuelos directos

Para poderte dar esta información analizamos el modelo del avión, para conocer si tiene motores de bajo consumo. Asimismo para calcular las emisiones se analiza la distancia, la capacidad y la duración del viaje. 

Así es como podrás saber que vuelo emite menos emisiones. Conoce más sobre viajar con consciencia, para ser un viajero sustentable en tu proximo destino. 

2. Elige tiendas vintage y de segunda mano

La industria de la moda es de las más contaminantes, las tiendas fast fashion suelen tener hasta 20 colecciones por año. Detrás de esta industria hay trabajadores mal pagados, el uso de químicos dañinos y daños muy severos al medio ambiente. 

Una manera de ser un viajero sustentable, es comprar ropa de segunda mano o vintage. 

Pero, ¿por qué comprar segunda mano o vintage? Es darle una segunda oportunidad alguna prenda. Además puede ser prenda de un valor muy alto y hasta puedes darle un toque único a tu estilo. 

En cualquier ciudad, podrás encontrar prendas vintage y de segunda mano de todos los precios.

Recuerdo que compré un saco negro entre formal y casual por unos $150 pesos, en una tienda de segunda mano en Budapest. Algo muy curioso fue que en la parte de adentro tenía un boleto de la opera. 

Un lugar que me encantó y hay una gran selección fue en Viena. Hay tiendas fabulosas, de hecho si estás en búsqueda de marca de lujo y que añadan valor a tu closet, por ejemplo la tienda Burggasse 24.

Es un café con que vende ropa realmente de lujo, en esta tienda hacen una curaduría excelente. Hay marcas como Tommy Hilfiger, Calvin Klein, Louis Vuitton, Versace y hasta uno que otro Chanel. 

También hay tiendas para los básicos, playeras con estampados muy noventeros o hasta una chamarra de mezclilla de Levi’s hecha hace unos 30 años.

Si alguna vez vas a Berlín muy cerca de Alexanderplatz, hay una tienda llamada Pick n Weight. En esta tienda la ropa se vende por kilo. 

Los pantalones, blusas, chamarras, accesorios y zapatos tienen una etiqueta de diferente color, y en la entrada hay una tabla para que sepas cuánto cuesta el kilo.

Es una mecánica, que me pareció muy interesante, pues nunca lo había visto en México.

Pick N Weight tiene sucursales en Londres, Hamburgo, Berlín, Munich, Ibiza y en Colina. A veces hacen bazares en diferentes ciudades de Europa. 

3. Evita el consumo de plástico

Sin duda para ser un viajero sustentable, es evitar el consumo de plástico. Podrás pensar que es imposible, y más aún si estás de viaje. 

Un material, que puedes sustituir con el plástico es el silicón. Hay pequeños envases de silicon para que puedas llevar shampoo, alguna crema de peinar o cualquier otro líquido.

Esto ayuda a que el peso sea menor en equipaje e incluso lo puedas llevar en tu equipaje de mano.

Los shampoos en barra, son una excelente opción. En tiendas como Lush, podrás encontrar un shampoo de acuerdo a tu tipo de cabello.

Una ventaja del shampoo en barra, es que te dura unos 6 meses aproximadamente, no pesan y es un reemplazo de hasta 4 o 5 botellas de shampoo. 

Cuando viajó e incluso salgo de mi casa, siempre llevo conmigo mi botella de aluminio, cubiertos de madera, un popote de acero y en ocasiones un filtro de carbón. 

Un tip de viajero sustentable, que te recomiendo ampliamente y que me ha ahorrado varios pesos. Es llevar mi botella de aluminio vacío y adentro mi filtro de carbón en mi equipaje de mano.

Los envases mayores de 100 ml, pueden ir en tu equipaje de mano, sin embargo deben de estar vacíos. 

Ya que pasé los filtros de seguridad, voy al baño a llenar mi botella con agua y dejó esperar una hora. Y después puedo beber esa agua, pues ya es potable.

Esto me ayuda a evitar comprar botellas de agua en mis viajes e incluso evitar pedir agua en el avión.

Hay diferentes tamaños de los filtros, el mío lo compré en Nueva York. Aquí te dejo el link, por si te interesa. Esto ayuda a ser un viajero sustentable, evitar el consumo de plástico y más plástico. 

El llevar contigo cubiertos, te ahorra pedir más plástico a la hora de comer. Además si compras un lunch, ensalada o pasta ya no tendrás que generar más plástico. 

Además si eres de los que siempre lleva su snack, opta por las bolsas de silicón con cierre hermético.

Estas bolsas se pueden congelar, mojar, calentar en microondas y doblar. Son duraderas, una excelente opción para evitar llevar bolsas y bolsas. Ideal para hacer un turismo sustentable sin generar tanta basura.

Una recomendación para un turismo sustentable, es siempre llevar una bolsa de tela. Hay algunas que las puedes doblar para hacer pequeñas y llevarla contigo a todos lados, sin que haga tanto bulto. 

En ciudades de Europa, Canadá y Estados Unidos, si quieres una bolsa, debes de pagar por ella. No importa si compraste mucho, una obligación es evitar el uso bolsas de plástico.

Una bolsa de plástico tiene un promedio de vida de 15 minutos y termina en descomponerse entre 75 a 150 años. 

4. ¿Realmente valen la pena los souvenirs?

Sin duda para hacer un turismo sustentable es pensar en que realmente vale la pena comprar.

Esto puede ser muy complicado, pues si tu mamá te dijo que quiere una bolsa que diga París o un portavasos, tal vez no tengas otra opción. Al momento de comprar algo, piensa en un consumo responsable. 

No te mentiré, que no tengo la Torre Eiffel al pie de mi ventana o que no tengo miles de fotos impresas en mi viajes. Pero ahora es más fácil, controlarme y saber que no comprar solo por impulso.

Ahora prefiero vivir una experiencia, pedir un sample de cervezas o comer en un lugar con buenas reseñas. 

Cuando fui a Bruselas, no compré ningún souvenir, recuerdito o algo material que recordará mi viaje, pero sí me lleve unas excelente memorias.

Fui a uno de los mejores bares de Bruselas, en el que conocí a unos viajeros y platicamos por unas horas, además de comer unas papas fritas deliciosas. 

Al no comprar tantas cosas, ayudará a tener un presupuesto más flexible, viajar barato y hacer un turismo sustentable.

En verdad te hará no pagar exceso de equipaje, disfrutar de la ciudad y tal vez de comer o cenar en un lugar inesperado.

El ser un viajero sustentable, puede cambiar la forma de viajar y contribuir a un problema que debemos prestar atención.